18.11.08

La pureza de Nathaniel Dorsky


El cineasta Warren Sonbert dijo alguna vez acerca de un film del norteamericano Nathaniel Dorsky: "Es simplemente el film más hermosamente fotografiado que vi en toda mi vida; en él entramos en el terreno de la compasión y del completo logro acerca de lo que el cine puede hacer visualmente. Es un privilegio experimentar el complejo devenir de estas imágenes." Y por si alguien creía que estaba exagerando, el pasado festival de cine de Mar del Plata dio la oportunidad de ver las dos nuevas películas de Dorsky, Winter y Sarabande, ambas de este año, y suscribir a la declaración de Sonbert.
Filmado y proyectado en 16mm a la velocidad de 18 cuadros por segundo (condición foto-mecánica que persiguió a lo largo de la mayoría de su obra; resistiendo a los 24 cuadros tradicionales), el cine de Dorsky se desenvuelve y transita ante los ojos, en la pantalla, como una suerte de espejismo efímero y terriblemetne concreto al mismo tiempo. Apoyados en un trabajo de encuadre y exposición infinitamente precisos, los paisajes mudos y coloridos de San Francisco se acumulan sin ninguna lógica aparente hasta que algo en la cabeza comienza a interpretar las luces y sombras como hace mucho tiempo atrás; desprendidas de las ataduras narrativas y las distracciones sonoras.
Es por eso que decir que estas dos películas de veintipico de minutos cada una pertenecen al universo del cine es, de alguna manera, quedarse muy corto. Pero bueno, por el momento (esto es, hasta que no se invente un término más preciso) tendrá que seguir siendo así.


(En la imagen, Sarabande, de Nathaniel Dorsky.)

8 Comments:

Blogger Marcos Ortega said...

Me encantaría ver algo de Dorsky, pero fueera de EEUU/UK debe ser casi un lujo. ¿Has podido ver algo de su obra? Saludos

12:29 p. m.  
Blogger p.marin said...

Marcos,

sí, este texto lo escribí luego de ver sus dos nuevas películas.

creo que en España hay más oportunidades de verlas que en Argentina.

abrazo.

12:33 p. m.  
Blogger Marcos Ortega said...

Ojalá tuvieras razón, pero me temo que no. Sólo he podido ver 'Variations', y no en film. Por cierto, te recomiendo la lectura de su libro 'Devotional cinema' ¡Un abrazo!

1:33 p. m.  
Blogger claudio caldini said...

Esto quisiera verlo. Nos identificamos con la descripción y la imagen del film de Dorsky. Pablo, llegó de Tokio el single 8 revelado. Habrá que ampliarlo ópticamente a 16mm. Un abrazo.

9:33 p. m.  
Blogger p.marin said...

Claudio,

sí, lo de Dorsky es impresionante y una difución seria fuera de Estados Unidos todavía queda pendiente (salvo las contadas proyecciones a cargo del festival de cine de mar del plata, que hace unos años atrás también exhibió su film Song and Solitude).

qué bueno lo del Single 8. son rápidos los japoneses. ¿por qué hay que ampliarlo?

un abrazo grande.

11:49 a. m.  
Blogger claudio caldini said...

Pablo, quedó muy raro el material; me gustaría que veas el telecine. Hay momentos de montaje vertical azaroso tan felices como otros sin ningún interés; quisiera hacer un internegativo o copiado óptico. Algunas secuencias piden más fotogramas. Muy bien la serie donde hiciste cámara. Los relámpagos no se imprimieron. En cambio la nieve es de un azul intenso. Gran abrazo.

6:01 p. m.  
Blogger p.marin said...

Claudio,

me interesa mucho ver ese material. podríamos juntarnos esta semana a verlo, te parece?

abrazo

7:23 p. m.  
Anonymous Pablo said...

Yo también suspiro por ver algo más de Dorsky aparte del variations.

Pondré "Devotional cinema" en orden de busqueda y captura. Gracias por el chivatazo, Marcos.

8:56 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home